POSICIONAMIENTO DEL GRUPO PARLAMENTARIO DE MORENA EN RELACIÓN AL PAQUETE PRESUPUESTAL 2021.

De conformidad con la ley en la materia, el gobierno del estado presentó al Poder Legislativo el Presupuesto de Ingresos y Egresos para el año fiscal 2021. A las estimaciones en ambos rubros, precedió un análisis sobre las perspectivas de la economía nacional y regional. Se prevé que la economía registre un mejor comportamiento en el 2021 aunque no compensará la abrupta contracción que se experimentará en el año en curso.

Para Sonora no hay metas específicas; el análisis para la entidad se circunscribió a señalar que seguirían apreciándose dificultades macroeconómicas importantes.

Los problemas económicos anteriores afectarían inevitablemente las contribuciones federales que reciben los estados y municipales y por tanto el presupuesto de egresos.

El gobierno del estado estimó que registrará ingresos por 66,682 millones de pesos y egresos por un monto de 67,514 millones de pesos. No hay antecedente en la historia reciente en Sonora de que expresamente se acepte un déficit fiscal como el que se contempla en el Programa Económico 2021.

El monto de ingresos, suma de recursos federales y propios, y la manera en que se reparte no corresponden a los criterios establecidos por el gobierno federal y las prioridades presupuestales que la cuarta transformación se ha fijado. Por tanto, la postura de la bancada morenista rechazará la propuesta del Ejecutivo justificada en los siguientes elementos:

En la parte de los ingresos:

A) La federación ha realizado importantes esfuerzos recaudatorios mismos que han permitido ingresos extraordinarios vía mejoras en las políticas de cobro a grandes deudores por un monto cercano de 60 mil millones de pesos. La austeridad republicana, el combate a la corrupción y a la evasión fiscal han generado recursos frescos por un monto de un billón 300 mil millones de pesos. Al respecto, el gobierno del estado no ha aplicado un programa que emule la estrategia nacional: No hay estrategia convincente de austeridad republicana y No exhibe acciones el fortalecimiento de los ingresos propios mediante el combate a la corrupción y a través de una mejor y eficiente política recaudatoria. De hecho, los ingresos propios derivados de sus potestades impositivas bajarán significativamente el próximo año.

B) Es un despropósito que los ingresos derivados de Financiamientos se registre un flujo por “Diferimiento de pagos” por un monto de 3 mil 255 millones de pesos. Se comprende que en algunos casos se registren deudas cuyo pago se traslade al siguiente año; pero es reprobable que se haya constituido en un mecanismo insano de financiamiento por parte de los proveedores. Esta estrategia de financiamiento debe terminarse de una vez y para siempre.

C) Confunde que se contemplen ingresos por un crédito de largo plazo por la cantidad de 625 millones de pesos. Se trata del endeudamiento aprobado en el mes de diciembre de 2019 para ejercerse en el 2020 en obras de infraestructura y en la conclusión del nuevo hospital de especialidades de Hermosillo. La confusión conduce a la siguiente pregunta: ¿qué se hizo con el crédito aprobado dado que no hubo inversión en infraestructura y el hospital sigue en obra gris? Antes de aprobar el proyecto de ingresos el pueblo de Sonora exige explicaciones.

En la parte de los egresos:

A) La simulación es una patología social que ha corrompido a la sociedad y al gobierno. La cuarta transformación tiene el propósito de acabar con ese comportamiento y cerrar la brecha por donde cuela la corrupción y la impunidad. La simulación ha sido un patrón sistemático en la confección del programa económico estatal; dicho patrón tiene las características siguientes: el Ejecutivo propone partidas que los legisladores aprueban. Al cotejar lo aprobado con lo ejercido o devengado, se advierte que no hay correspondencia. Casi siempre la partida aprobada no se ejerce en los términos aprobados siendo reasignada a otros rubros. Este procedimiento se repite cada año, es decir se trata de un patrón regular que caracteriza la elaboración y ejecución del presupuesto. Esta simulación vuelve a repetirse en el proyecto de prepuesto de 2021. A manera de ejemplo, detengámonos en el capítulo 7000; en el 2020 se presupuestaron mil 435 millones de pesos pero, en el modificado, solo quedó 143 millones de pesos. Con menores montos, esto ocurrió en el 2019. Para el 2021 se proponen casi 1,700 millones de pesos. Se intuye que ese recurso se aplicará a otras partidas (digamos, pago de ADEFAS). La simulación presupuestal es un lastre para la correcta planeación y evaluación del ejercicio presupuestal. Debe terminar de una vez por todas esa irregularidad.

B) Llama la atención las reducciones sufridas en la propuesta presupuestal de la Sedesson (-27%) y Salud (-4%); las prioridades de la cuarta transformación son justamente enfatizar la atención de los grupos vulnerables (sobre todo los pobres e indígenas) y apoyar financieramente las acciones de control de la crisis sanitaria causada por el Covid-19. Por lo mismo, dichas dependencias debieron recibir mayor apoyo. No estamos de acuerdo con las asignaciones propuestas a ambas dependencias.

C) La inversión contemplada en el capítulo 6000 más la considerada por los organismos autónomos (partida 4000) y los municipios (partida 8000) pasó de tres mil 663 millones de pesos en el 2020, a dos mil 516 millones en la propuesta de 2021. (reducción de 31%). No estamos de acuerdo con el trato aplicado a la inversión productiva en el programa económico 2021.

Debemos invertir en obras de infraestructura pues solo así será posible mejorar la calidad de vida de los sonorenses.

En conclusión, si analizamos los rubros que se están dejando de pagar en el ejercicio fiscal 2020, y lo sumamos al déficit que se presenta en el proyecto de paquete fiscal 2021, y al concepto de ingresos por diferimiento de pagos considerados en el proyecto de presupuesto de ingresos, el importe de pagos pendientes de realizar que se heredarán a la siguiente administración serán por un importe de $7,864,631,919 pesos, como lo presentamos a continuación:

DÉFICIT PRESENTADO EN EL PROYECTO PRESUPUESTAL 2021: $833,132,113.

DIFERMIENTO DEL PAGO A PROVEEDORES DEL GOBIERNO ESTATAL, PRESENTADO COMO INGRESOS EN EL PROYECTO DE LEY DE INGRESOS 2021: $3,255,000,000.

DÉFICIT PRESUPUESTAL CIERRE DEL EJERCICIO FISCAL 2020: $3,776,499,806

TOTAL, DIFERIMIENTO DE PAGO PARA LA SIGUIENTE ADMINISTRACIÓN
ESTATAL: $7,864,631,919. |

Estos elementos son suficientes para justificar por qué el paquete económico (Ley de Ingresos y Decreto de Presupuesto de Egresos) para 2021 enviado por el Ejecutivo debe ser rechazado. Su rechazo debe abrir una discusión que permita un paquete apegado a las prioridades reales de las y los sonorenses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.